EL REMANTE VOLVERÁ

Isaías 10:5-34

“El remanente volverá, el remante de Jacob volverá al Dios fuerte. Porque si tu pueblo, o Israel, fuere como las arenas del mar, el remante de él volverá; la destrucción acordada rebosará justicia.” (21, 22)

Castigaré a Asiria (5-19)

Ahora Dios juzga a Asiria, porque ella no conoció que Dios la estaba usando como báculo de su furor en contra de las naciones impías y contra Israel que le hizo enojar. Asiria pensó que ella era grande, como Dios, con su propia intención, pensamiento y propósito. Dios castigará a Asiria cuando el propósito de Dios de disciplinar a Jerusalén haya terminado. Dios enviará algún día enfermedades y a Babilonia para destruir a Asiria. Es un gran privilegio ser usado por Dios. Pero es una gran tragedia ser orgullosos delante de Dios Soberano, quien puede usar a cualquier para su propósito.

Sus remanentes regresarán (20-34)

En ese día, el remanente regresará. Dios siempre guarda a sus remanentes en medio del juicio. Estos remantes no dependen en naciones súper poderosas o ídolos. Ellos son los que dependen en el Santo de Israel. Ellos regresan a Dios Fuerte aún después de las duras disciplinas. La obra de Dios es llevada a cabo, no por los incrédulos que son como la arena al lado del mar, sino por el pequeño número de remanentes.

Señor, usted es Dios Soberano del mundo. Úseme y haga de mi su remanente santo en esta generación, que dependa solamente en usted.

Una palabra: Los remanentes regresan al Dios Fuerte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *