JEHOVÁ ESCUDRIÑA EL CORAZÓN Y LA MENTE

Jeremías 20:1-18

Oh Jehová de los ejércitos, que pruebas a los justos, que ves los pensamientos y el corazón, vea yo tu venganza de ellos; porque a ti he encomendado mi causa. (12)

Jeremías era el profeta establecido por Dios y era él que transmitía la palabra de Dios. Pero, el sacerdote Pasur, el cual era el oficial principal de la casa de Dios, perseguía a Jeremías. Sin embargo, Jeremías le dijo que Israel iba a perecer por medio de Babilonia. Jeremías tenía que profetizar la palabra de Dios por la imposición de Dios. Entonces, la gente se burló de él. Él fue el objeto de oprobio y gran burla por causa de predicar la palabra de destrucción y juicio. Aunque Jeremías decidía no hablar más, ni proclamar el nombre de Jehová, al pensar acerca de la destrucción futura de su pueblo, en su corazón se encendía el fuego ardiente que le dolía hasta los huesos. Jeremías tuvo que predicar de nuevo aunque estas palabras eran bienvenidas por Israel. Eran palabras que realmente revivirían a su pueblo aunque mucha gente consideraba que estas palabras eran incorrectas. Realmente, las palabras de Jeremías eran justas.

Pero, aun así, Israel no aceptó las palabras de Jeremías. Aun sus mejores amigos esperaban que él tropezara y querían vengarse de él (10). Por eso, Jeremías se entristeció incluso de nacer (14-18). Eso era el dolor, la tristeza y la vergüenza de un profeta que se dedicó a la obra de Dios en el tiempo en que Israel iba a padecer por Babilonia. Sin embargo, ¿quién es el Dios en que confiaba Jeremías? “Oh Jehová de los ejércitos, que pruebas a los justos, que ves los pensamientos y el corazón” (12). La gente dice cosas, trata de lograr las cosas a su manera y de diferentes maneras, y planea su camino pero Dios mira su corazón y su mente. Él que mira tu corazón y conoce tus intenciones, escuchará toda tu causa y hará venganza. Aunque nosotros no nos venguemos, Dios mismo se vengará. Por eso, Jeremías cantaba a Dios y alababa a Dios (13).

Aplicación: ¿Se burlan de usted injustamente?
Una palabra: Al Señor he encomendado mi causa.

Leave a Comment


NOTE - You can use these HTML tags and attributes:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>